vacuna de la gripe

La temporada de gripe ha comenzado y se está pidiendo a los grupos de riesgo en particular que se vacunen. Este año, el interés por una vacuna contra la gripe es particularmente alto debido a la pandemia por coronavirus. Hemos resumido si debe vacunarse y qué recomendaciones se aplican.

¿Quién debe ser vacunado?

Según el ministerio de sanidad, las personas mayores de 60 años, las personas con enfermedades crónicas y las mujeres embarazadas deben ser vacunadas en particular. En estas personas existe un mayor riesgo de que la enfermedad tenga consecuencias graves. La recomendación de vacunación también se aplica al personal médico. En este grupo de población hay un mayor riesgo de infección debido a la cantidad de contactos que tienen con distintos pacientes. Además de que podrían transmitir el virus a sus pacientes. La vacunación también se recomienda para otras personas que entren en contacto con muchas personas a través de su trabajo. Entre ellos se encuentran, por ejemplo, los maestros o dependientes de tiendas. Sin embargo, también se está recomendando la vacunación contra la gripe a todas las demás personas. Los bebés y los niños pequeños a partir de los 6 meses pueden ser vacunados, aunque en estos casos mejor comentarlo con su pediatra.

Vacunación contra la gripe y el coronavirus

La vacuna contra la gripe no protege contra el coronavirus. Sin embargo, el riesgo de contraer ambas infecciones se reduce significativamente. Una infección simultánea con el coronavirus y el virus de la gripe puede conducir a una enfermedad grave desde el punto de vista clínico. También es más fácil distinguir el Covid-19 de la gripe si un paciente ha sido vacunado contra la gripe. Ahora con la pandemia, el ministerio de sanidad pide que las personas mayores de 60 años se vacunen contra la gripe, ya que este grupo de personas corre un mayor riesgo de desarrollar un curso grave de la enfermedad. Además, es importante prevenir al máximo el número de casos para evitar el colapso en los hospitales. También, el ministerio asegura que no hay pruebas hasta la fecha de que la vacunación contra la gripe aumente el riesgo de contraer Covid-19. Por cierto, los epidemiólogos esperan menos pacientes con gripe esta temporada, porque las medidas adoptadas por el coronavirus (distanciamiento social, uso de mascarillas, etc.) también reducen la probabilidad de contraer el virus de la gripe. Además de que se ha determinado que la pasada temporada de gripe (2019/2020) fue unas 11 semanas más corta.

¿Cómo de efectiva es la vacunación contra la gripe?

La vacuna de la gripe ofrece menos protección que otras vacunas. Por una parte, en caso de una infección poco antes o después de la vacunación, es posible que la protección de la vacuna no esté aún disponible o no esté plenamente desarrollada. Por otro lado, otra cepa del virus contra la que no te has vacunado también podría desencadenar la gripe. La razón: para producir la vacuna actual, la OMS determina con varios meses de antelación qué virus es probable que dominen en España durante la temporada de gripe. A continuación, se produce una vacuna contra estos virus. Este proceso lleva varios meses. El hecho de que estos virus lleguen aquí de esta manera y de que la predicción de la composición de la vacuna fuera correcta sólo puede verse después de que la vacuna ya se haya producido y utilizado. Sin embargo, por regla general, una gripe con la vacuna es mucho menos grave que sin ella.

dibujo del virus  influenza que provoca la gripe

Los efectos secundarios

La vacuna contra la gripe se suele administrar como una vacuna inactiva de una sola vez. En el caso de los niños de 2 a 17 años de edad, se puede administrar una vacuna viva por vía nasal. En los niños menores de 9 años que no han sido vacunados previamente, se utilizan ambos. Como regla, la vacuna contra la gripe es bien tolerada. Puede haber un ligero dolor, enrojecimiento o hinchazón en el lugar de la inyección. Si la vacuna se administra por vía nasal, la nariz puede taponarse o puede aparecer corto periodo de fiebre. Ocasionalmente pueden aparecer síntomas como un resfriado: Fiebre, escalofríos, sudor, cansancio, dolores de cabeza y miembros doloridos, pero estos desaparecen de nuevo después de unos días.

Atención: En caso de estar padeciendo infecciones graves y agudas es mejor posponer la vacunación. Se puede poner la vacuna siempre y cuando no se padezca una fiebre superior a 38,ºC. Toda persona que sufra de alergia a las proteínas debe consultar primero a un médico, ya que la vacuna consiste principalmente en proteínas.

¿Cuál es el mejor momento para vacunarse?

El mejor momento para vacunarse es en octubre o noviembre. Los virus de la vacuna estimulan nuestro sistema inmunológico para formar anticuerpos. Esto lleva unas dos semanas. Si los afectados entran en contacto con el virus de la gripe después, los anticuerpos recién producidos combaten el virus hostil y lo apagan. Pero incluso si la ola de gripe ya está en marcha, por ejemplo, en enero o febrero, la vacunación puede ser útil.

Descubre además cómo se hacen las vacunas aquí.

0 0 Votos
Article Rating
Suscribete
Apagar notificaciones
guest
0 Comments
Feedback en línea
Ver todos los comentarios